El tratamiento

El tratamiento quiropráctico o el cuidado consiste principalmente en ajustes quiroprácticos específicos. Estos ayudarán a reducir y minimizar los efectos adversos de las Subluxaciones que se han encontrado.

El tratamiento quiropráctico

Existen diferentes maneras de ajustar, usando una presión controlada y precisa. En algunas ocasiones, se puede requerir un impulso rápido, en otras circunstancias, una presión más constante. A veces, sólo una parte de la columna será ajustada, mientras que en otras visitas, la columna entera será ajustada. El ajuste se efectúa principalmente con las manos aunque se puede hacer servir una camilla especial o instrumentos quiroprácticos dependiendo del caso específico del paciente.

Es importante entender que cada fase tiene un objetivo muy específico. El paciente puede encontrarse mucho mejor a nivel sintomático muy pronto y pensar que el problema ya está solucionado. No obstante, se realizará una fase correctiva para obtener una recuperación óptima. No se debe confundir alivio temporal y curación. Le aconsejamos más adelante visitas periódicas en concepto de mantenimiento.

Ten en cuenta que hay muchas dolencias tales como dolores de espalda, dolores de cuello y sus relevantes, como lumbalgia, ciática, hernia discal, dolores de brazos, dolores de cabeza, migrañas, vértigos, artrosis y fibromialgia y todas ellas pueden ser tratadas por nuestros especialistas.